Bailando en Egipto

La tarde me encuentra en casa con el impulso de maquillarme, como lo hago a diario, para mis shows. Pero hoy es distinto, hoy es aquel día de todos los años, el mismo día en el que me veo como queriendo bajar de un tren a toda marcha, queriendo clavar los frenos. Es el día de hoy el que abre un paréntesis en la vida de cualquier bailarina en Egipto. La “pausa” no es infinita y tiene un sabor a “reposo y calma”… (algo que los trajes, vestidos y túnicas de baile piden a gritos luego de tanto entrar y salir de la maleta… algunos serán llevados a “dry clean”, otros descartados). El mes sagrado ya esta aquí junto con la oración, el ayuno y los sacrificios… las habilidades culinarias de las egipcias y la luna de Ramadan. En publicaciones anteriores les conté como es y como se vive aquí en Cairo. Es mi octavo Ramadan en Egipto. Siempre lo definí como unas “vacaciones obligadas” pero lleno de costumbres y tradiciones hermosas, dignas de ser vividas.

15_old_pics_ramadan_1_5

Un tiempito libre es lo que necesitaba para sentarme a escribir y ahora que lo tengo aprovecho. Recibo muchos mensajes con preguntas y consultas de todo tipo pero sobre todo acerca de “como es bailar en Egipto?”. Algunas personas creen que una bailarina tiene una vida de puro glamour aquí. Si bien recibo a diario muestras de cariño del publico y de todas las personas que trabajan conmigo, conozco una realidad de la que pocos hablan, sera que no la ven o prefieren pasarla por alto.

Magda Monti

Quizás  por la cantidad de tiempo que llevo en Egipto, no solamente “bailando” y forjando una carrera sino también viviendo el día a día en una sociedad ajena a la mía, (a estas alturas ya no es tan “ajena”) siento que puedo describir algunas cosas mejor que cuando era “una recién llegada”. Muchas cosas cambiaron desde entonces, no solo en la política y economía del país sino también en el ambiente artístico y, claro esta, en mi manera de ver las cosas.

Un mito

Es cierto que los lugares relacionados con la venta de alcohol y la trasnoche cierran durante Ramadan, pero eso de que la danza se termina es un mito. Un mito que para mi murió un día durante pleno gobierno de la hermandad musulmana. Me ofrecieron bailar durante todo el Ramadan en uno de los tantos barcos que hacen su diario recorrido por el Nilo. De mas esta decirles que el miedo respondió por mi y no me arrepiento. Ustedes se preguntaran: “Miedo? Por que?” Bueno, les cuento una anécdota: Un día en el barco donde trabajaba, debía presentarme con mis músicos en los dos pisos del mismo. Fue entonces cuando un “barbudo” dijo que la danza era HARAM (pecado) y que el no quería ver el show ya que su religión no lo permitía. No me sorprendió eso, (ya que de los locos se puede esperar cualquier cosa), me sorprendió la actitud (o miedo) de los managers del barco que asintieron sin ningún problema. Dejaron a un grupo de egipcios, que festejaban una boda, junto a un grupo de China sin ver el show solo para preservar la “pureza” de aquel personaje que no tenia ningún cargo oficial pero decía ser parte del partido.

DSC09713-001

Durante una boda

No me gusta hablar de política pero puedo decirles que los tiempos de Mohamed Morsi fueron de mucha incertidumbre y angustia para los artistas. Aunque la danza, para las extranjeras, ya estuvo prohibida en Egipto hace muchos años, su prohibición, en aquellos días, era un rumor constante que persiste hasta hoy aunque sin tanto eco.

magdalenabellydance.jpg

Persecuciones

Siempre existió una sospecha o desconfianza en torno a las bailarinas, sean extranjeras o egipcias. Es el precio que se paga por bailar en una sociedad conservadora y machista, en donde existe una relación bizarra de “amor-odio” con la danza y que se extiende a otras ramas del arte, haciéndose mas evidente si el artista es mujer. Y aunque luego de la ultima revolución se produjo una suerte de “destape” para las mujeres en Egipto no es suficiente para salvarse de la condena social si sus objetivos no están relacionados con: casarse, tener hijos y ser ama de casa.

Desde mi celu

mujeres en el metro. Cairo, Egipto.

A las extranjeras, creo yo, poco nos importa esta “condena social”. Esto no quiere decir que no respetemos el suelo que estamos pisando, simplemente no nos afecta como a las egipcias, quienes piensan dos o mas veces si realmente vale la pena exponerse. Y esta es, sin dudas, una ventaja que “las de afuera”, en cierta forma, tenemos sobre “las locales”… Entre otras…

La ventaja de no haber crecido viendo películas egipcias de los años ’70, en donde la bailarina era un ser despreciable, trepador y que, ademas, tenia un precio…

La ventaja de ver a los músicos como artistas y no como objetos de burla, como les pasa a los egipcios hijos de músicos en las escuelas… humillados por sus compañeros y hasta por los maestros.

La ventaja de querer aprender y formarse y no “poneme cualquier canción, me da igual”…

No hace mucho algunas bailarinas egipcias fueron condenadas a prisión: Bardees y Shakira, (por nombrar un par) fueron acusadas de “propagar el vicio y atentar contra la moral publica” gracias a unos videos musicales en donde ademas de bailar, cantaban. No llegaron a cumplir la totalidad de la condena y si bien es cierto que esos videos eran algo “osado” aquí, esos mismos videos son “inofensivos” fuera de Egipto.

Safinaz o Sofinar, la bailarina armenia, tuvo varios percances que acompañaron su éxito: Desde ser detenida por bailar sin papeles hasta el episodio mas conocido en el que casi fue condenada luego de subir a un escenario luciendo un traje con los colores de la bandera egipcia. Su carrera sigue en ascenso.

Ademas las extranjeras que fueron detenidas por bailar sin papeles y pasaron una o varias  noches en la comisaria. De eso no se habla mucho fuera de Egipto (menos en facebook) pero es una realidad, aunque no creo que las protagonistas quieran contarlo o siquiera admitirlo.

Los papeles

Para poder bailar en Cairo es necesario tener papeles, seas extranjera o egipcia. Y digo “Cairo” porque ciertos lugares en la costa son mas permisivos. Algunas bailarinas extranjeras van y vuelven de la costa para pasar desapercibidas o no ser tan evidentes, otras deciden quedarse allí, lejos de los controles.

Para la policía es muy simple averiguar si estas trabajando sin papeles ya que en el pasaporte figura una visa “turista” seguida de la frase “work is not permitted” (sin permiso para trabajar) o bien una “residencia” en la que consta que estas trabajando… y de ser así tendrías tu “tarjeta verde” y otros comprobantes de tu situación como “legal”. Mientras en otros países se puede bailar sin papeles aquí es muy complicado, pero no imposible.

Como se obtienen los papeles? Primero es necesario firmar un contrato con alguna empresa (Restaurante, hotel, etc) que quiera contratarte para comenzar todos los tramites y su duración depende de muchos factores que a veces escapan de las buenas intenciones de quien contrata y de quien desea tener sus papeles en orden: Las revoluciones, los atentados y la mala organización influyen mucho. Quienes estuvieron en Mogamma renovando visa o sellando papeles saben de lo que hablo. Ademas todo ese tramite tiene un costo económico que ha variado de manera muy significativa desde los días de Mubarak hasta hoy.

Hay muchos egipcios que se hacen llamar “productores de espectáculos”, “managers”, “organizadores de eventos”, etc. con el único fin de atraer a extranjeras que quieren trabajar. Existe mucho engaño y “doble intención”. Les hacen firmar contratos en los cuales el único favorecido es el contratante. Estos cazadores de bailarinas saben que para muchas es un sueño hecho realidad el poder trabajar en Egipto y se aprovechan de eso… Aunque conozco a alguien que ha renunciado a ese sueño, aun teniendo sus papeles, porque no soportaba vivir aquí.

Tampoco faltan las que creen que pueden sacar provecho de ciertos contactos sin dar nada a cambio.Nada mas ingenuo… El ambiente es muy sucio y poco claro en donde casi siempre la única perjudicada es la mujer.

“Algunas bailarinas extranjeras se casan con la sola intención de, al cabo de un tiempo, obtener la nacionalidad egipcia y así poder ejercer libremente su profesión”. Pero no generalicemos: Otras se casan por amor (hacerlo únicamente para “beneficiarse” en un país en donde las leyes no son favorables para la recién casada seria algo muy ingenuo) Sea cual sea el caso, hay algo muy cierto que debe ser mencionado y es que tener la nacionalidad egipcia NO le garantiza a ninguna bailarina que va a tener trabajo ya que es el publico egipcio el que elige y hay varias que, a pesar de tener doble nacionalidad y todos los papeles en orden y al día, están sin trabajo…

Egipcias vs Extranjeras

Siempre lo dije: “Todas las mujeres egipcias saben bailar, algunas mas que otras. Lo que las extranjeras pagan por aprender, las egipcias lo llevan en la sangre. Basta con observar alguna nenita en cualquier festejo… Sin embargo hay una diferencia entre bailar un par de canciones en la boda de algún familiar o amigo y bailar en un show de 45 minutos o mas… esto ultimo requiere de otro entrenamiento”. Entrenamiento que, en general, las egipcias no tienen o no les interesa tener. Son muy pocas las que bailan porque aman el arte y decidieron formarse.

magdalenamonti

Una sola palabra: “Felicidad”

 

Últimamente se compartieron en facebook videos de las llamadas Farah Shaabiya o “Bodas callejeras” en donde las bailarinas son cualquier cosa menos un artista. Al leer los comentarios me agarraba la cabeza! Gente que nunca puso un pie en Egipto juzgando y opinando… y hasta dando lecciones de moral. La gente se olvida de que no todos tenemos las mismas oportunidades y tampoco nos criaron igual… hay que ser mas piadosos con la gente y señalar menos, sobre todo “de mujer a mujer”. Las mujeres que aparecen en esos videos provienen de una clase social muy baja, algunas no saben ni leer ni escribir, no deben tener idea de que están en facebook o youtube. “Bailan” únicamente por dinero, siempre con la promesa de que “al tener el suficiente van a dejarlo” (de hecho lo hacen). Para ellas, el riesgo constante de ser golpeadas, abusadas y otras barbaridades es algo que va de la mano en cada presentación. Algunas terminan en la prostitución.

Distinta es la suerte de las extranjeras que son convocadas para grandes celebraciones en lugares de lujo. Me atrevo a decir que, hoy en día, el publico egipcio prefiere a las extranjeras, no solo por el entrenamiento o educación que puedan tener, la presencia escénica juega un papel muy importante a la hora ser contratada.

La televisión como puente y el anonimato

Los egipcios son adictos a la televisión y al cine nacional. El hecho de aparecer en una telenovela, un programa, un video o en alguna película le da al artista un estatus que no lograría de otra forma. Muchas extranjeras bailaron años en Egipto pero sin haber pisado nunca un set de filmación… y así fue como hicieron su carrera y retornaron a sus países sin que nadie se entere. La convocatoria para ser parte de la televisión depende de muchos factores: Talento, belleza, presencia, carisma, simpatía y por supuesto contactos.

Cuando me ofrecieron ser parte de “El Tet”, un canal que transmitía videos de danza 24 horas todo el año, me negué por miedo ya que todavía estaba muy presente en mi el recuerdo de unos nenitos que me agarraron a pedradas por andar con el cabello suelto, cuando vivía en “Haram”, cerca de las pirámides. Todo se transformo para mi cuando, al mudarme, mis nuevos vecinos descubrieron mi secreto y el barrio entero cambio su actitud conmigo: me gritaban en la calle “Rakassa” que significa “bailarina” y eso aquí es un insulto… entre otras cosas. Fue entonces, luego de varios episodios negativos cuando me dije: “He cruzado el océano para vivir en el anonimato? o escondiéndome? Esto es lo que soy y estoy orgullosa!”. Y comencé a presentarme en castings para la televisión y me eligieron para la novela “Asia”, transmitida durante el Ramadan 2014.

Ese mismo año llegaría la película “El Mahraghan” y otros proyectos que me trajeron reconocimiento y gran satisfacción personal.

 

Y sigo filmando videos, películas y novelas como también presentándome en distintos lugares exclusivos en Cairo, Alejandria y el resto de la costa egipcia… Por ahí me olvido de compartir links o fotos por falta de tiempo y porque, erradamente, no creo que sea necesario… Ya me lo dijo un gran amigo de mi Tucumán querido: “Magda tenes que creértela mas…” mmmm… no se, yo soy así.

Aliento y desaliento

Soy una de las pocas bailarinas extranjeras en Egipto que alientan a otras a venir y hacer su historia. Algunas prefieren desanimar a cualquiera que quiera venir a Cairo a trabajar. No es mi caso, no encuentro razón para esto ya que nadie se posiciona ni gana “mágicamente” nada aquí. Muchas sabrán a lo que me refiero. Creo que todas tienen derecho a vivir su experiencia. Todas las bailarinas son únicas así que: ¿Por que crearles miedo para venir a Egipto a probar su suerte? Hubiese querido tener una “Magdalena” que me cuente todo aquello de lo que soy capaz, de como, si confiaba en mi misma, la gente iba a pararme en la calle para pedirme fotos… Y que también me diga que jugarse por un sueño no es algo de lo que uno deba dar explicaciones…

magdalena.jpg

¿Es justo el esfuerzo, que la experiencia conlleva, comparada con la mala imagen de la que una se hace merecedora? La respuesta esta en cada… Ya que bailando en Egipto, siendo famosa o no, hay mucha gente que va a tildarte de sharmouta (prostituta)…Es parte de la cultura y no lo podes cambiar… por mas respetable que seas.

Yo siempre digo: “Nunca olvides de donde vienes, ni tus valores. Muchas personas podrán valorar y apreciar tu arte.”

Amor-Odio… Egipto

Todavía recuerdo la primera vez que salí a la calle aquí en Cairo: Era una total inexperta en lo que llamaríamos “un comportamiento aceptado por esta sociedad”, también era mas joven y guardaba mis sueños en una cajita de cristal así podía verlos… tenia miedo de soltarlos… No hablaba el idioma y no comprendía tantas cosas (aun hoy sigo sin comprender algunas) pero tenia a mi favor mi buena disposición y una “inocencia” propia de… todo lo anterior mencionado.

DSC03873

Era una tarde en la que paseábamos por la calle… al cruzar la vereda hacia el Nilo pude oír “El Hantour”, la música provenía de una “Falucca”(esos barquitos con música y luces de colores)… sin dudarlo, al llegar al otro lado me puse a bailar…en la vereda y a plena luz del día (quien ha visitado Egipto sabe que, siendo mujer, esto no es una buena idea) cuando para mi sorpresa mis amigos me rodearon diciéndome que por favor no siga bailando… El tiempo paso y las palabras “Haram” (pecado), “Mish kwayes” (no esta bien) y “3eb” (vergüenza) comenzaron a sonar familiares sin que yo así lo quisiera y hasta me chocaban…

sailormooncry

Todo era tan extraño y ajeno a mi cultura y a la forma en que fui criada que a veces, para ser sincera, me superaba y hasta me resultaba insoportable… Me preguntaba si estaba en el lugar correcto, si debía volver a mi tierra… Mi tierra, mi Tucuman chiquito, querido pago del que me fui hace ya tanto…

Recuerdo un día que estaba muy enojada y melancólica… Estaba triste. Me fui a la habitación, di un portazo y me dormí en la cama… llorando. Tuve un sueño: Había mucha gente, el lugar, según las referencias de quienes dicen haber estado allí, se parecía al cielo… De entre toda esa gente aparece mi padre (quien falleció en el 2006, antes de que viniera a Egipto) nos dimos un abrazo muy fuerte, todavía recuerdo aquello como si lo estuviera abrazando ahora… Asombrada le pregunte: _“Papa, que haces aquí? Sabes donde estoy?” Y el, con esa voz tan dulce me respondió: _“Claro que se donde estas!” …  Desde aquel momento no he necesitado nada mas…

El Nilo

El Nilo

Cuando era una nenita recuerdo que decíamos con asombro: _“Mira el avión!” Apuntando con el dedo hacia el cielo (cuando pasaba alguno)… Mi ciudad no es una de las mas grandes de Argentina pero es una de las mas pobladas (y los tucumanos somos bravos… así que OJO! 🙂 ) … Recuerdo eso un día como hoy en donde tengo helicópteros sobrevolando mi cabeza cada cinco minutos y me canso de ver aviones siempre… ya no me llama la atención… y ya no soy una nenita.

Alejandria

Alejandria

Con tantas cosas que me pasaron aquí en Egipto, incluyendo dos revoluciones debo admitir que hay cosas y costumbres que son ahora “normales”, o si quieren llamarlas “naturales”… como si yo hubiera nacido aquí, como si siempre hubieran sido parte de mi…

Claro que se hacer "Mahshi"

Claro que se hacer “Mahshi”

He perdido la capacidad de asombro con muchas cosas pero eso no significa que no las disfrute: Las reces colgadas en las calles, el comer con la mano sentada en una alfombra en el piso y decir siempre: _“La’a , shokran!” cuando me ofrecen comida o algo para beber, solo para que me insistan un par de veces mas, son… como decirlo? “Parte de mi”.

Comiendo en la calle

Comiendo en la calle

Si, muchas veces estuve enojada y tuve deseos de tomar el primer avión con destino a cualquier parte y desaparecer pero algo me detuvo siempre… no fue mi marido, ni mi trabajo… es algo que tengo dentro, algo así como una sensación y se me cruzan por la cabeza todas aquellas vivencias en forma de imágenes: las buenas, las malas… las alegrías y las tristezas… Las incertidumbres y las certezas…

magdadrinkingwater

Bebiendo agua en la calle

Sera porque he bebido agua del Nilo y estoy bajo un hechizo de amor? Sera que por eso no puedo irme? Sera que cuando uno es capaz de afrontarlo todo en una tierra extraña que ha adoptado como suya con el corazón, sin condiciones y profundo amor, que uno no puede irse?

sailormoont

Gracias Egipto!

iloveegypt

https://www.facebook.com/pages/Magda-of-CAIRO/202400546458947?fref=ts

Nunca sere Egipcia

Como comienzo esta publicación? Antes que nada, déjenme presentarme: Mi nombre es Magda (Originalmente Magdalena pero me canse de “Magui:” así que…) Soy del Norte de Argentina, Soy un Artista… Dos revoluciones me agarraron aquí y yo estaba como: “Me vuelvo a casa”… pero mi esperanza ilimitada y mi pensamiento positivo me detuvieron… Así que aquí estoy!

BD828-0090

Estamos claros? Bien! Bueno, esta publicación es acerca de algunos malos entendidos que flotan sobre la comunidad Bellydancistica! Así que comencemos!

Publico Egipcio y de cualquier parte

Lo dije antes y lo repetiré hasta que muera (espero no tener que hacerlo) : “No haces lo mismo aquí en Egipto y afuera”… Esto es lo que la gente me mostró y esto es lo que (por experiencia) puedo decir… Mostremos algunos ejemplos…

Magda Monti

Splits!

Mientras aquí en Egipto son el Boom del momento, afuera son algo normal… pero por que? Cualquier bailarina con la formación adecuada puede hacer un split! Así que por que aquí en Egipto son una gran tema? Solo porque (con la excepción de algunas bailarinas) Las bailarinas egipcias no pueden hacerlo, incluso no están preparadas para bailar su propia música, aquella con la que crecieron! … Y déjenme añadir que: “Se aceptan Splits si los haces de manera respetable” y bla bla bla… Algo de esto es verdad y algo de esto es mentira… Por que? Porque desde que eres “una bailarina”  nadie va a mirarte bien… no importa cuan respetable sea tu baile pues eres una “Rakassa” … una bailarina… PERO muy dentro suyo ellos siempre saben que clase de “bailarina” eres… Asi que esta atenta y trata de cambiar los conceptos sin perder la esperanza…

MAGDA MONTI

MAGDA MONTI

Escuche a una bailarina decir:” Splits son únicamente para llamar la atención! Así que estas buscando la atención de la gente!” Mmmmm De verdad? POR SUPUESTO QUE FUERON HECHOS PARA ESO! Sobre todo si lo haces en el final! Que tiene eso de malo? Lo hago cada vez que siento que vale la pena… Solo trato de no hacerlo lentamente tocando mis pechos… Pero esa es MI versión de un split!

magdalenamonti

Wings, 1000 velos y cualquier circo que quieras montar

ESO funciona afuera. Aquí wings y Shamadan (con velas encendidas) … si no… olvídalo.

Cantar mientras bailas

Tuve una mujer en mi show, ella decía que bailo en Egipto hace mucho tiempo y me contó su historia … Yo la respeto como a cualquier bailarina que tiene las agallas para vivir y trabajar aquí … Ella me dijo: “No cantes la canción mientras estás bailando! No es tu idioma! No es tuyo! ” No sé cómo ella bailaba pero sentí que si cantar es lo que siento, eso es lo que voy a hacer …

La gente aquí no está interesada en tus piruetas o cuántos elementos manejas… Ellos quieren ver una interpretación (no sobre-actuación). Recuerda: Tal vez para ti las letras de OM Kalthoum son algo tan nuevo y pueden arrancarte lagrimas pero la gente aquí crecieron con eso y ellos las conocían antes que tu … Solo si lo sientes no necesitas decir nada  … porque si lo sientes seras capaz de decir aquello con tu cuerpo.

dance, sing and enjoy while you're on stage... if no... why you are on stage?

Trajes… un gran tema

Bueno, esto es muy personal. A veces uso los mismos trajes afuera de Egipto y en Cairo. Y tengo todo tipo de criticas… Una mujer mayor ( en un grupo perdido en Facebook) dijo acerca de mi traje que yo había sacrificado el sillón de mi abuela para hacer el traje… Y quizás ella no supo que se trataba de un Aziz… (reconocido diseñador egipcio que murió hace poco).

Otra dijo que a través de mi traje podía incluso adivinar mi dirección…  Y en otro traje dijo una mujer: “Espero que no estornude así lo se escapen las nenas”…Y muchos comentarios así… yo río y guardo silencio… nada puede interesarme menos. Sigan comentando…

Performing at Japan! ♥

Performing at Japan! ♥

Cuando la gente entendera que las bailarinas que bailan aquí lo hacen para un tipo diferente de audiencia? Que no está vinculada al baile? Sí, ellos saben bailar… cualquier mujer egipcia puede hacer eso! Y te sorprendería porque lo que tu has pagado para aprender una mujer egipcia o una niña egipcia lo sabe de corazón … o por la sangre o lo que sea … Pero, por supuesto, hay una gran diferencia entre “saber por herencia” y “hacer un show de 45 minutos o más “…

Conclusión

No importa cuánto tiempo que viva en Egipto … cinco … veinte años… Nunca seré egipcia porque soy Latinoamericana, Argentina y orgulloso de serlo… en todo mi ser, no sólo en mi baile! Algo no está bien? Ese es el principal motivo por el que me contrataron aquí en Egipto la primera vez que me vieron! Es un compromiso, sin duda… y supongo que… lo hago con todo el amor y el respeto que merece la danza …

Shh!

Shh!

“Si no te gusta algo, cámbialo o hazlo mejor, pero si no se puede entonces cállate porque las palabras necias, la crítica y el chisme son típicas de personas que no pueden soportar el éxito del otro… Sin embargo, también este es el combustible para los que aman sus vidas, confían en su trabajo y no tienen tiempo que perder ”

Oh Yeah!

Oh Yeah!

Independencia?

Como se acostumbra todos los años, la Embajada Argentina en Cairo realiza una fiesta por el 25 de Mayo, en donde nos juntamos todos los argentinos que vivimos aquí y ademas diplomáticos y ciudadanos de muchos otros países, por supuesto contando con la presencia del Embajador.

Hago un repaso simple de lo que significa para nosotros el 25 de Mayo, por que se conmemora, para todos aquellos que están leyendo y no son argentinos o desconocen el tema. Sucedió en Buenos Aires (1810), que era capital del Virreinato del Río de la Plata, una revolución que trajo consigo la deposición del Virrey Cisneros… Se puede decir que nacía Argentina como Estado, pero esto no sucedió mágicamente de un día para el otro, sucedió durante la semana de Mayo… Las razones? Bueno, hubieron varios modelos que impulsaron todo esto como La Independencia de Estados Unidos, La Revolución Francesa, La Caída de Fernando VII y la entrada de Napoleón en España (esta ultima fue la mas significativa porque nos tocaba directamente, las demás eran ejemplos que dieron a entender que ciertas cosas eran posibles)… ademas existían ya unas ideas distintas de “igualdad” y hace tiempo el pueblo se reunía secretamente y discutía sobre que era mejor y que querían en realidad… Y aunque con esta revolución no logramos formalmente la Independencia se formo el primer gobierno patrio y ya no dependíamos de España (que hasta entonces eramos colonia)…

Aclarado esto vuelvo a la fiesta… Luego de llegar al Marriot Hotel fuimos con mi marido al Salón Royale en donde se realizaba el evento. Desde el ascensor podíamos oír la música: TANGO… Y yo que soy muy sensible a ella, pude sentir un cosquilleo en el estomago. Nada mas llegar al piso, la música se fundió con español y otros idiomas… Ingresamos y fuimos directamente a saludar al Embajador y los diplomáticos que se encontraban en el centro del salón ubicados en fila entre las banderas de Egipto y Argentina… Lindo, no? Habían meseros constantemente trayendo bocaditos y bebidas y un clima de “nos conocemos”… Luego de casi media hora comenzó a sonar el Himno Egipcio y todos los invitados dejaron de lado los bocaditos y las copas para pararse mirando a las banderas en sumo silencio… finalizado este comenzó el Himno Argentino… A estas alturas las emociones eran intensas, por lo menos para mi que no vuelvo a mi país hace tiempo y que ademas me toco vivir aquí en Egipto hermosos momentos, situaciones complicadas y dos revoluciones… Lo que surgió en mi mente, en ese momento, fueron todas esas cosas…

Mujer indignada le da con el zapato a Morsi

Mujer indignada le da con el zapato a Morsi

 

Bueno, si hay algo que odio es hablar de política pero en este caso no puedo hablarles de otra cosa. Aquí en Egipto la gente estaba votando para las elecciones presidenciales… El gran preferido era Abdel Fatah Al Sisi o SISI… Mucha gente lo ama y mucha gente lo odia…

Aquí debo acotar algo… Si yo fuese alguien que tiene algún familiar fallecido en “Rabaa” seguramente lo odiaría o si yo fuese liberal quizás lo amaría…. o quizás podría ser una mezcla… no lo se, lo que se es que vivo aquí, veo y escucho muchas cosas pero no puedo ponerme de un lado o de otro. Para mi como Argentina es muy raro ver al amor que la gente tiene para con los militares y, luego de la caída de Morsi, ni les digo lo que fue para mi ver tanques y soldados en la calle como algo rutinario y habitual, pero obviamente las historias de los países y los antecedentes difieren…

Hay algo que pienso y es que aunque el pueblo egipcio esta haciendo grandes esfuerzos por salir adelante todavía no siento que estén preparados para un sistema democrático como nosotros, los occidentales, conocemos y el ejemplo mas claro es el resultado de las ultimas elecciones en donde salio Morsi presidente por un mínimo porcentaje, porque la gente no quería al otro candidato por haber formado parte del gobierno anterior (ademas mucha gente lo eligió porque se les decía en las mezquitas que si no votaban por Morsi iban a ir al infierno) lo cual puso al país en una crisis social y al borde de la ley Sharia… adjuntaría aquí el modelo “constitucional” del gobierno de Morsi pero no quiero asustarlos.

Graffiti en Tahrir

Graffiti en Tahrir

Ahora la gran mayoría eligió a Abdel Fatah Al Sisi, hay mucho festejo en la calle… banderas tricolores, gente que para su vehículo para ponerse a bailar en medio de la calle causando embotellamientos… niños con la cara pintada de rojo, blanco y negro… un solo grito, una sola voz: TAHYA MISR… alguna minoría por supuesto no esta feliz y son la hermandad musulmana… Que Dios guíe a Egipto y su pueblo lejos de la violencia y las bombas…

sisi

Nena sosteniendo la foto de Abdel Fatah Al Sisi

En aquella fiesta, mientras observaba una pareja bailando tango, pensé en muchas cosas… vinieron a mi mente muchos recuerdos de la primera revolución que produjo la caída de Hosny Mubarak, los días de incertidumbre, el trago amargo de ver como, con la llegada al poder de la hermandad musulmana, la minoría cristiana se vio desfavorecida… Con la velocidad de una milonga los pensamientos rodaban en mi cabeza… Y surgió una de las preguntas que tantos de mis amigos y familiares que están en Argentina me hacen: “Por que te quedas ahí? Por que no regresas a tu país?”… la respuesta para mi es simple, aunque esto no significa que el mundo deba entender… “Porque amo este país, si bien estoy forjando mi carrera y estoy creciendo día a día como profesional y como persona, no es eso lo que me tiene atada a Egipto… También amo mi país, es el país que me vio crecer, en donde los ancestros de mi familia se establecieron llenos de esperanza y buscaron un destino… Un lugar que me dio todo desde el comienzo, como es mi adorada Argentina, pero también me dio la libertad de elegir, y aunque hoy elijo estar lejos, no hay un minuto en donde no recuerde de donde vengo…”

Mi corazón no esta dividido... mi corazón es pleno...

Mi corazón no esta dividido… mi corazón es pleno…

 

La noche se estaba cerrando y fueron las palabras del embajador las que se metieron directo en mi corazón: “Al estar lejos de nuestro país somos todos embajadores de el, así que… a representarlo bien…” Eso trato 😉

magdayembajador

Con el Embajador de la República Argentina

 

El mundo y su historia están hechos de revoluciones y heridas que sirven para ver el renacimiento de naciones. Eso pasa en todos los pueblos y a Dios gracias!

UNA MAREA HUMANA ABARROTA LA PLAZA CAIROTA DE TAHRIR Y SUS ALREDEDORES

Egipto: dos revoluciones… saben lo que eso significa?? Que Dios bendiga a los egipcios!

sisirev

Que Dios guíe los pasos del nuevo presidente egipcio y haga del pasado un modelo para no repetir. El mismo SISI dijo en televisión: “Si hay algo que no les gusta a los egipcios ellos no callaran su voz ni aceptaran imposiciones”… Creo que si el conoce esto (como Egipto se lo ha mostrado al mundo) es un buen comienzo… Inshallah!

El maestro

Con mi adorada "Shiva"

Con mi adorada “Shiva”

Tuve que dejar atrás muchas cosas cuando vine a Egipto, una de ellas mi escuela… mis alumnas. Aunque no comencé a dictar clases por vocación (mi padre se negaba a costearme la danza, ya sean clases, trajes o lo que estuviera relacionado con ella) debo admitir que encontré en la enseñanza grandes satisfacciones. Publique un aviso en los clasificados de “La Gaceta” y recibí a mis primeras alumnas en el living de mi casa. Ese fue el comienzo pero luego se fueron sumando mas y mas hasta que ya no teníamos lugar y tuvimos que mudarnos a un salón en donde pudiéramos trabajar a gusto.

No hay nada mas gratificante que ver como una alumna crece, ver como evoluciona y sentir que le transmitís algo. No todas mis alumnas querían convertirse en maestras o en bailarinas profesionales pero no por eso yo les enseñaba distinto. Era bastante exigente como maestra y lo sigo siendo, porque entiendo que hay momentos en una clase. Uno puede charlar un rato, del fin de semana, o por ahí te quieren contar algo pero cuando llegaba el momento de trabajar no había excusa. Los ensayos eran sagrados y si faltaban: _“Manden su certificado de defunción para justificar la falta” les decía “un poco” en broma.

Muestra de fin de año

Muestra de fin de año

Me encantaba armar las coreografías, sobre todo “los solos” porque en ellos cada una tenia “su momento”. Es cierto que eran mis alumnas y tenían “algo” mio en su baile pero todas bailaban distinto e imprimían su personalidad en cada canción.

Tengo anécdotas maravillosas! risas, llantos… enojos… Tantas son mis anécdotas con quienes fueron mis alumnas que con recordar solo una me conmuevo. Las extraño, obvio, pero estoy feliz de haber compartido tanto con ellas pues yo también aprendí muchísimo.

208257_1016605251514_8817_n

En una competencia, 2006

Maestros buenos y malos maestros

Cuando comencé en la danza oriental tuve una maestra a quien admiraba mucho. Recuerdo que siempre antes de cualquier competencia o festival teníamos mucho ensayo y al finalizar ella se quedaba a ensayar sus solos… entonces todas nos quedábamos para verla. Una vez, al concluir su baile todas aplaudimos y ella dijo:_ “Algún día van a bailar así…” Al oírla algo dentro mio se quebró. Con el tiempo entendí que los maestros enseñan no solo lo que debes aprender, sino también lo que jamas debes aprender.

Un buen maestro es aquel que esta a tu lado desde la posición de maestro pero sin sentirse un superior o alguien a quien debes temer. Un buen maestro es alguien a quien respetas y admiras sin que este demande por ello. Es buen maestro quien siempre recuerda que alguna vez el también fue alumno y por eso sabe “leerte” y guiarte. Cuando conocí a mi maestro en clase supe que era la persona que debía guiarme. No quería ser como el, el es único, pero quería seguir sus pasos y aprender de el cada segundo. Ademas de ser un excelente maestro es un ser lleno de luz, ha viajado por el mundo y ha pisado muchísimos escenarios pero cuando hablas con el no tiene esos “aires de grandeza” o esa soberbia tan triste en algunos artistas… Quienes tienen el placer de conocer a Amir Thaleb saben que es así.

Dictando clases en otro idioma

Cuando tuve la oportunidad de dar clases aquí en Egipto había pasado un año sin enseñar y encima de eso tenia que dar la clase en ingles. Lo cual para mi represento un desafío porque, a pesar de que mi ingles es fluido (pero mi acento es muy “latino”) no es lo mismo… sobre todo al principio. Siempre tuve mas alumnas extranjeras que egipcias, a veces grupos, otras clases particulares. No paso mucho tiempo hasta que el idioma dejo de molestarme y pude sentir ese placer de transmitir lo que he aprendido y lo que amo… otra vez.

El tema del idioma no es menor en algunos países en donde no se habla mucho ingles, como por ejemplo: Japón. En donde en algunos momentos de la clase necesitaba la colaboración de una traductora  porque había preparado una clase con la traducción completa de la letra de una canción del árabe al ingles… pero les puedo asegurar que la danza, como cualquier rama del arte, y el lenguaje corporal son universales.

Japón

Japón

Cada país que he visitado me ha nutrido profesionalmente y por supuesto tengo recuerdos preciosos de cada lugar y de cada una de las personas que pasaron por mis workshops porque “han pasado por mis manos”… No tengo ahora un grupo de baile o mis alumnas como tenia en mi “Tucuman”, pero cuando doy clases doy lo mejor de mi y quiero que se lleven “algo”. Tengo un solo problema: Cuando comienzo la clase no tengo en cuenta el tiempo, y si bien siempre terminamos la coreografía nunca esta en mi mente “el descanso” o el “break”. Me paso en Japón, en donde los workshops eran de 3 horas y media cada uno. En la clase de oriental me pase 2 horas y media sin darles descanso… cuando ponía pausa y explicaba con el cuerpo y contaba venían algunas chicas y me hablaban en japones con una carita de angustia y yo no entendía nada, hasta que volvió al salón la traductora y me dijo que las chicas me pedían permiso para tomar agua… Les di 5 minutos. Los japoneses son la gente mas educada que he conocido y ademas las alumnas son muy aplicadas.

Sicilia

Sicilia

Dicto clases permanentemente aquí en Cairo a extranjeras que vienen a los festivales de danza oriental y a extranjeras que viven aquí… chicas de Corea, China, Japón, Australia, Suecia, Italia, Francia (por nombrar algunos países) y por supuesto de América Latina… También tengo alumnas egipcias.

Uno de mis grupos en Cairo

Uno de mis grupos en Cairo

Ademas he grabado clases online para http://www.cairobellydance.com y quiero agradecerle a Aleya por confiar en mi trabajo.

La gran diferencia

Cuando estaba en mi país dictaba clases mas seguido de lo que bailaba en alguna celebración. Es que no esta al 100% en nuestra tradición traer una bailarina de danza árabe a todos los casamientos, no es un “se debe hacer” y a su vez hay muchas chicas que quieren aprender a bailar. Así que todas las bailarinas enseñan mas de lo que bailan en shows. Recuerdo que cuando me llamaban para un casamiento estaba todo el día preparándome para la ocasión… “en remojo” como quien dice. Aunque si o si bailas a fin de año en tu muestra… pero es como insuficiente.

Aquí en Cairo, Alhamdullah, bailo casi todos los días y doy clases de 3 a 4 veces por semana… no tengo mucho tiempo para ponerme “en remojo” pero vale la pena tener 2 o 3 shows por día… el escenario es un gran maestro también y lo que aprendes en el no se puede aprender en otro lugar.

Gratitud

Poder dedicarme a lo que amo para mi es una bendición. Conocer gente de distintos lugares en mis shows y en las clases es una experiencia única. No hay día que pase sin que recuerde como fueron mis comienzos. En mi están presentes las tardes en las que salíamos con algunas de mis alumnas a repartir volantes, ya sean del inicio de los cursos o de los festivales… cada vez que viajaba a Buenos Aires para aprender… cada vez que hacia mis trajes con los incontables canutillos y lentejuelas… cada vez que les decía a mis alumnas: _”Hoy suben al escenario, algunas por primera vez, para algunas quizás no sea importante y otras quizás no bajaran jamas de el”…  y por supuesto aquel momento en que mi padre me dijo: “Si bailar es lo que realmente quieres… entonces baila.” Sus palabras fueron como una liberación para mi pues No es importante hacer lo que quieres, sino querer lo que haces… 

 

 

 

 

No me arrepiento de lo que soy

Es muy gratificante para mi recibir el amor de la gente. Me pasa muy seguido en los shows pero ahí es de esperarse ya que bailo con un traje y maquillaje entonces es fácil reconocerme. La gente viene y me dice: “Te vi en la telenovela con Mona Zaki” o “Te vi en el video de Navidad”… y muchas cosas hermosas…

En una escena con Mona Zaki y Bassem Samra

En una escena con Mona Zaki y Bassem Samra

Pero en la calle me había pasado dos veces: Una en una panadería cuando fui a comprar cheese cake (si, amo el cheese cake) el panadero me entrego la bolsa con los dulces y cuando me iba me dijo: ” Gracias Maria “ (Maria era el nombre de mi personaje en la telenovela). Otra vez fuimos demorados por la policía con mi marido, volvíamos a casa en auto… pero el policía me reconoció y nos dejo ir sin siquiera mirar los papeles!

Bueno, ahora esta comenzando a ocurrir mas seguido… y en las calles…

Una chica me miro y me sonrió… hasta que tomo impulso para hablar y me dijo en árabe: “Disculpame, sos vos la chica que baila en el nuevo video de Huba?” No estaba segura de como responder así que le sonreí y fue entonces cuando me dijo: “Si! sos vos! Traes luz a Egipto! Me encanto el video! sos increíble!”. 

Hoy estaba haciendo unas compras en el supermercado y cuando estaba en la caja por pagar, el cajero me dice : “Lindo baile en la película Mahragan!” Ni siquiera me había preguntado si era yo o no… le sonreí y le dije gracias!

Todo esto me muestra dos cosas:

1- Si, es cierto que aqui existe un prejuicio en cuanto a la “bailarina” pero si vos sabes COMO mostrar tu arte la gente lo aprecia y te lo demuestra.

2- No tiene sentido negar lo que soy, como lo hice antes, por miedo… Esto es lo que soy… He luchado por cada exito y he aprendido de cada error. “Negarme o esconderme” claramente fue un error.

Con Bassem Samra en "Telenovela ASIA"

Con Bassem Samra en “Telenovela ASIA”

Porque me voy a esconder?

No puedo vivir sin “la danza”, me siento plena en el escenario! La gente lo ve y lo aprecia. Eso esta mal? No me importa lo que la gente piense, y esto no es porque me haga la “rebelde” y diga : “Si les gusta bien, si no les gusta también”… No, esto va mas allá: Es porque desde que era una niña soñaba con estar arriba de un escenario, por supuesto que no sabia el precio que debe pagar un artista ni tampoco imaginaba ser una “Artista del Belly dance en Egipto”… pero sabia que “el escenario” era el lugar en donde quería estar… y finalmente cuando estuve allí (tenia once años protagonizando una obra teatral para niños) dije que nunca me iba a bajar… y aquí estoy.

Actuando, bailando... en el escenario

Actuando, bailando… en el escenario

No me arrepiento de lo que soy. Si la danza es “haram” (pecado) y voy a ir al infierno por eso, esto no me hace mas que pensar en mi próximo show… Creo en Dios y El me conoce muy bien… eso es lo que cuenta! Si pongo en la balanza lo que siento cuando estoy bailando o cuando actúo y “el que dirán”… pienso que esto ultimo no tiene sentido, ni siquiera cuenta! Esto es lo que soy, si, un artista… pero me gusta llamarme a mi misma como: UNA CRIATURA BENDECIDA, pero sobre todas las cosas muy, pero muy AGRADECIDA…

Momentos incómodos, momentos memorables

Queridos lectores, seguidores y amigos, antes que nada quiero agradecerles los hermosos mensajes que me llegan por distintos medios. Para mi es un placer compartir este espacio con ustedes y me alegra que me pidan que escriba, quiero disculparme por la ausencia en el blog, siempre trato de hacerme un tiempo para escribir pero no siempre es posible. Voy a tratar de no ausentarme tanto 🙂 En esta oportunidad quiero compartir con ustedes algunos momentos que no voy a olvidar, algunos en el escenario, otros no… recientes y no tanto. Disfrútenlo!

La policía

Los controles en las calles se intensificaron en Cairo, aunque ya no hay toque de queda la presencia policial y militar en las calles es evidente. La policía demora a ciertos vehículos para pedir los papeles del auto, la licencia, etc, es mas bien de rutina y no para todos los vehículos. Mohamed dice que cuando el va solo en el auto nadie lo detiene en ningún control pero cuando va conmigo siempre lo detienen y le piden todos los papeles… no se si cuando va solo lo demoran o no pero es cierto que cuando vamos juntos siempre tenemos que estacionar y mostrar los papeles… y no es que están siempre en la misma calle, simplemente se instalan por azar así que es muy difícil evadirlos en el caso que uno quiera. Hace unos días volvíamos de un show y vimos unos metros mas adelante unos policías uniformados y de civil haciendo un control. Un policía uniformado le pidió los papeles a Mohamed quien se los entrego pero sin siquiera ver los papeles le dijo que estacionara al lado de la vereda, Mohamed le pregunto: “Así nomas? directo?” y el policía le dijo que se calle y que haga lo que le dijo.

Estuvimos esperando unos minutos ya que no nos podíamos ir, ellos te retienen los papeles y la licencia… Estábamos comenzando a preocuparnos cuando apareció el policía. En tono muy serio de interrogación le pregunto a Mohamed de quien era el auto y otras cosas mas… hasta que cambio por completo la expresión y exclamo: “Eh dah Eh dah?”  (Expresión en dialecto egipcio que significa algo así como “Que es eso?” ) Y con una sonrisa me dijo: “Disculpe, usted es artista, cierto? Usted trabaja en un barco en Giza?”. Me sorprendió mucho y mayor fue mi sorpresa cuando al decirle que si, que no me estaba confundiendo, me sonrió y me dijo que me había visto en la tele y que quería sacarse una foto conmigo pero al estar uniformado no iba a ser posible y que esperaba encontrarme en otra ocasión en donde pueda fotografiarse conmigo. Continuamos charlando un buen rato hasta que le preguntamos si podíamos irnos y el policía respondió: “Por supuesto! Disculpen la demora! Adelante! Pasen!”… Nos entrego los papeles y nos fuimos.

Quiero bailar!

Era un día de sol, no recuerdo exactamente la época del año pero nunca voy a olvidar ese día. Tenia un show a la mañana para un grupo de turistas así que estaba esperando para empezar.  Cuando entre al escenario todo salio muy bien y luego llego la parte en la me acerco al publico, me acerque a una mesa en particular porque una mujer me sonreía. Al tenerla cerca me di cuenta que ella tenia dificultades para hablar y para moverse, tenia la mitad del cuerpo paralizado… Ella me dijo: “Sos muy hermosa! Yo también quiero bailar!”. Sin mediar palabras la tome de la mano, nos costo un tiempo llegar hasta el escenario, tiempo en el cual me preguntaba a mi misma si estaba haciendo lo correcto porque tenia terror de que ella tropiece o se lastimara… pero su sonrisa y su energía me decían que no tenga miedo. Una vez en el escenario estábamos bailando, siempre de la mano, me contó que había tenido un accidente de transito pero que le encantaba bailar, que eso la hacia muy feliz… Bailamos toda la canción juntas, al terminar me abrazo fuerte y me dijo: “Gracias!”. Le respondí: “Gracias a vos!”… Fue sin dudas, uno de los shows mas hermosos de mi vida.

Siempre me sucede que el publico cree que soy egipcia y por esa razón aprendí a no “presuponer” de donde son los turistas que asisten a mi show ya que yo también puedo equivocarme… las apariencias engañan…

El americano

Durante mi show en el primer piso pude ver entre el publico un hombre que estaba en una mesa solo pero estaba muy contento disfrutando del espectáculo. Al finalizar el show fui a cambiarme para actuar en el segundo piso, y cuando estaba subiendo las escaleras me cruce con aquel hombre que me dijo: “You did an amazing show! you are great! Good job!”  Le respondí también en ingles: “Thank you!”. Finalizados mis shows me estaba cambiando para irme cuando me suena el celular, era Mohamed diciendome que había una persona de Argentina que quería conocerme, que por favor me apure en salir del camerino. Al salir encontré al supuesto “Americano” que era en realidad de Cordoba, Argentina. El pensó todo el tiempo que yo era egipcia y yo nunca imagine que el era Argentino. Esto me paso muy seguido con grupos de Argentina y Latinoamerica. El ultimo Grupo de Argentina fue un grupo de mujeres que también me tomaron por egipcia pero uno de los mozos, al saber de donde eran las chicas, les dijo que yo era Argentina… Así que otra vez al teléfono y vinieron hasta mi camerino a saludarme. Una de ellas me dijo: “Cuando supimos de donde sos teníamos que hablar con vos! Pensamos que estando tan lejos iba a ser lindo para vos hablar con gente de tu tierra”.

Posando con un grupo de Argentina!

Posando con un grupo de Argentina!

Es realmente hermoso para mi encontrar gente de América Latina o España… pues hablan mi idioma, son encuentros muy bonitos. Y si son Argentinos me hacen sentir que los conozco desde siempre.

La caída

Mi show se divide en dos partes: La primera consiste en mi entrada y alguna canción que yo elijo según la ocasión, dependiendo si es una boda o si es un grupo especial y por que no? Alguna sugerencia del publico. La segunda es un tableaux (Saidi, Escandarani, Baladi, etc) y es ahí cuando me acerco al publico. Ese día la primera parte transcurrió muy bien entonces fui a cambiarme para la segunda mientras actuaba el Tannoura.

Luego, cuando estuve otra vez en el escenario note a una mujer cubierta que me miraba con una expresión no muy amigable… Pero como de costumbre no le preste atención, quizás entiendo el “por que” de ese tipo de gestos, ya que algunas mujeres egipcias son muy celosas, pero no pongo mi energía en eso. Cuando quise bajar del escenario para dirigirme a las mesas el taco de mi zapato o el haber apoyado mal el pie o aquella maldita hendidura que hay entre la madera y la alfombra o lo que fuere… bueno estaba en el suelo. Yo que me había preguntado tanto acerca de como seria el vergonzoso y fatídico momento en el que un artista se cae… Yo que me horrorizaba cuando por casualidad veía alguna caída de alguna bailarina y la sufría como propia… Yo que siempre pensé que eso era algo de lo que no iba a poder escapar por mucho tiempo pero cuando lo pensaba me decía: “No! Dios mio! La boca se me haga a un láo!” Como decimos en mi Tucuman…  Yo estaba ahí… en el suelo, preguntándome un millón de cosas. Aunque mi caída no había sido espectacular, ya que caí sobre una de mis rodillas, el resultado era el mismo: “Estaba en el suelo”. Bueno…. así lo veo yo.

Al levantar la mirada mientras me erguía vi a esa mujer filmandome con su celular, con una sonrisa de oreja a oreja pero eso, lejos de desanimarme, me dio fuerzas y me hizo sonreír… “Puedo levantarme, puedo seguir, no pasa nada”. Enseguida mire a mis músicos quienes no dejaron de tocar pero me seguían atentos con la mirada y les sonreí mostrandoles que estaba bien. En cuanto al publico, no todos lo habían notado y los que si me preguntaban si estaba bien a lo que yo respondía que si con una sonrisa.

Finalice el show con un baladi y un increíble solo de derbake. La caída no me había inhibido sino todo lo contrario, para mi sorpresa, me sentía fresca como una lechuga… Es que lo importante es levantarse: El show debe continuar!

Gracias!

Gracias!

Estilo Argentino vs Estilo Egipcio

Estoy en casa conectada, tomando unos mates… Es una mañana tranquila pero estoy leyendo con tristeza algunos comentarios y estados en facebook. El tópico parece ser “El Estilo Argentino vs El Estilo Egipcio”… no me pone mal que la gente intercambie opiniones y que se discuta un tema, pero produce una pena muy grande ver como hay una gran falta de respeto y una tremenda soberbia en algunos comentarios… Así que decidí escribir, porque soy Argentina y vivo en Egipto, siento que debo decir algunas cosas.

El Estilo Argentino

Que es? Bueno aquí habría que separar que es para cada quien. Para mucha gente es un invento o una deformación de la danza, “no es oriental”… Para otra gente es una innovación, un estilo propio y un orgullo Argentino. En mi opinión todas estas cosas son ciertas, excepto eso de que es una deformación de la danza, ya que para mi el arte en todas sus disciplinas puede ser, y de hecho es, transformada… Hablar de “deformar” seria hablar de algo FEO, que no tiene forma, que no es grato de ver… y el “Estilo Argentino” no es desagradable… Desagradable seria lo que hizo Tinelli con la danza árabe (que todo el mundo criticaba pero todo el mundo veía).

Saida

Ella es un impecable referente de lo que llamamos “Estilo Argentino”, con sus piernas mostrando una flexibilidad única, moviéndose en el escenario con gran elegancia, con esa sonrisa eterna y esos famosos “reverse terminados con golpe cabeza” que la caracterizan… En mi país muchas han aprendido con ella en su escuela y otras “sin querer queriendo”, porque seamos sinceros, en Argentina muchas han tratado de imitarla, hasta hoy, sin ningún resultado. Cuantas se lesionaron o se desnucaron en el intento? Cuantas copiaron hasta los gestos que hace? Digan con franqueza, Cuantas trataron de hacer un taxim estilizado o un “floor work” como ella? Porque la critican? Porque no es “oriental” o “egipcia”? Ni falta le hace serlo, ella tiene su estilo y eso es lo que deberían hacer muchas bailarinas: “Buscar un estilo PROPIO”.

Maiada

En mi opinión en Argentina es la mas “Oriental” o la mas “Egipcia” de todas. Es literalmente una bomba. La miras y te desespera… se acerca pega media vuelta y te quedas como diciendo “Espera! a donde vas?”. Desde que la vi por primera vez ella siempre tuvo esa forma, esa “agresividad agradable”… Hoy muchos lo notan porque parece que “El Estilo Egipcio” anda haciendo furor en Argentina… Pero ella siempre fue así, con ese porte, con esos pies pisando fuerte y gritando “Tierra!”.

Amir Thaleb

Que decir de el? Literalmente “maestro de maestros”… lo fue de las bailarinas antes mencionadas y de tantas otras… felizmente incluyéndome. Amir es un gran hacedor del arte. Alguien a quien podemos llamar interprete y maestro, ya que una cosa no implica necesariamente la otra pues existen muchos grandes bailarines pero no son grandes como maestros y viceversa… Amir es grande como bailarín y como maestro porque es humano y humilde. Se pone a la par tuya y te habla sin ninguna soberbia y como si se dirigiera a alguien que conoce desde siempre… Recuerdo haber estado en sus clases y emocionarme hasta las lagrimas. Verlo bailar en clase o en el escenario es simplemente un deleite.

Los Argentinos

Nosotros en Argentina somos un crisol de razas, venimos de muchos lugares pero todos somos Argentinos. Tenemos descendientes de árabes, alemanes, italianos, españoles y mas… Esta en nuestra naturaleza esa diversidad, esa mezcla, nadie puede ser 100% italiano o árabe, si puede tener una ascendencia mas o menos cercana pero eso no dice nada, sos argentino y punto. Creo que esa es una de las razones por las cuales nos peleamos tanto a veces y por “boludeces”.

“La danza árabe TIENE que ser como la bailan los egipcios!”, “Fulano o Mengano no son reales exponentes de la danza porque hacen fusión!” Al hacer estos comentarios parece que están compitiendo para ver quien es el mas “boludo”. Basta de divisiones! El arte no las necesita! demasiado esta dividido todo como para dividir todavía el arte cuando su propósito es UNIR.

Les tengo una noticia para varios: “El hecho de venir de visita a Egipto NO los hace Egipcios, vivir aquí TAMPOCO”.  Yo vivo hace años aquí y aprendí muchísimas cosas, una de ellas es que yo soy y seré siempre Argentina, no importa cuanto “mahshi” coma ni mucho menos mi gran dominio del idioma… Es cierto que aquí se aprenden muchas cosas que en NINGÚN lugar se aprenden en cuanto a la danza pero eso no te hace mejor que nadie! Hay muchos que hablan porque vinieron o porque viven aquí y creen que por eso pueden salir a criticar a todo el mundo… Que errados están y que lastima me dan.

Cosas que no te hacen mejor bailarín

_”Tener apellido árabe o un abuelo venido de Siria o del Líbano”. Llevar en la sangre algo no es garantía de que vayas a ser el mejor. Uno puede aferrarse a sus antepasados y acercarse a la cultura tanto como quiera pero ser bailarín de danza árabe va mas allá de la descendencia a la que pertenezcas.

_”Tener un titulo de alguna institución o escuela”. Uno puede tener los títulos que quiera pero en el escenario se ven los artistas.

_”Venir de visita a Egipto”. Estoy de acuerdo que venir a Egipto provoca un antes y un después en la danza, pero eso no te vuelve mágicamente un interprete o un gran bailarín. A todo el mundo le sucede algo cuando viene pero si crees que por pisar el suelo de los faraones ya te podes subir a un camello de humo y despreciar a todos tus colegas… sos un boludo.

_”Vivir en Egipto”. Esta tierra es muy generosa, se abre como una flor para todas las “abejas” que vienen a aprender… La gente, el ruido, la música, los aromas son un encanto para los sentidos y mas… Ver a las nenitas bailar en las celebraciones le puede partir la cabeza a varios… Aquí no hay escuelas de danza para nenas, sin embargo ellas se pueden robar el show sin mucho esfuerzo… Uno estudia mucho tiempo para hacer lo que ellas hacen, esa es la diferencia… Uno “vive en Egipto”… “No es Egipcio”.

_”Ser convocado para dar un workshop en alguno de los grandes festivales de danza en Egipto”. Hoy en día es muy fácil convocar gente, estamos totalmente conectados y “vernos” es muy sencillo. Mucha gente se sorprendería al saber que dar clases aquí no es tan difícil… Distinto era antes cuando los maestros eran realmente convocados y no como ahora en donde basta “traer un grupo” para tener tu clase. Se que con esto se va a enojar mucha gente conmigo pero realmente no me importa porque jamas tuve que cumplir con ciertos requisitos para estar en los eventos en donde estuve, lo que no quita que mucha gente si… Por ahí escuche “Ay! pero entonces como queres que venga gente si sabes que aquí en Egipto nadie va a ir a un festival de haram! Obvio que tenes que traer gente para tener tu lugar!” Mi respuesta es que “ESO” no es excusa porque entonces no es que “sos convocado”, sino que hiciste un “canje”… (Conmigo se les complica porque no traigo grupos para nadie, yo soy maestra e interprete si me quieren convocar por lo que soy “bien”, sino “también”…)

Todas estas cosas, por si solas, no son nada… 

El Estilo Egipcio

Con decir “Estilo Egipcio” ahí mismo estas diciendo que no te es propio… sino dirías “DANZA”, no? Una aclaración medio tonta pero que no esta de mas. En otros países se utilizan muchos elementos “Wings, sables, veil poils, cintas, abanicos” en Egipto no, pero porque la gente esta esperando una interpretación de la música y no un acto de circo… No es que para mi sea un acto de circo, yo también he bailado con wings o con sable, lo cual tambien requiere una preparación, simplemente digo lo que los egipcios piensan al respecto. Porque para ellos se supone que entendes la letra y que podes interpretarla, entonces no te hacen falta los elementos. En Argentina, en cambio, por una cuestión de idioma, no se le prestaba tanta atención a esa parte y se centraron en el show y en las fusiones, esta “ignorancia” de las letras hizo que se forjara aun mas el Estilo Argentino… Hoy en día mucha gente se preocupa por traducir y saber que dice, enhorabuena!

Los egipcios escuchan “Om Kolthoum” en un taxi! Crecieron con esa música y forma parte de sus vidas, de su idioma, no solo de su danza.

Hay que aclarar que las bailarinas egipcias de hoy son distintas a las bailarinas de la “época de oro” de la danza. Nada tienen que ver los pasos y la forma de Randa Kamel con una Samia Gamal… Ni el bailar en una sola baldosa de Dina con una Aziza… Y me puedo cansar de dar ejemplos y debo decirles que muchas de las grandes bailarinas egipcias son criticadas por los mismos egipcios, por distintas razones… La mas evidente es la imagen negativa que tiene la bailarina… o por cuestión de gustos.

El cinismo

He tenido la oportunidad de escuchar lo que piensan ciertos maestros egipcios del “Estilo Argentino”… Y es algo que me ha dolido mucho, no porque yo me considere exponente de este estilo, sino porque muchas veces quienes critican son los mismos que “convocan” a maestros argentinos con tal que les traigan el grupito… Esas personas que dicen “Todos los argentinos son una mierda cuando bailan” o “No saben bailar, lo único que hacen es show, son fríos” son las mismas que luego ponen a maestros argentinos en sus festivales…

Ademas soy argentina y se que en mi país hay talento y mucho. Creo que cada uno es dueño de interpretar la danza y ejecutarla como quiera y como sienta… con coreografía o sin coreografía, eso queda dentro de cada uno, luego uno vera si necesita o no armar rutinas para un espectáculo o para una clase… yo no armo coreografías para mis shows con la orquesta porque hay factores que escapan de mis manos y no se si puedo disponer o no del espacio ya que no siempre bailo en el mismo lugar (escenario mas o menos grande, se cruza un nenito… es en un salón cerrado, al aire libre, etc)  y eso no me convierte en una improvisada o en “poco profesional”.

Mi estilo

Algunas personas me conocen, otras no… algunos me vieron bailar, muchos no… no me voy a poner a escribir lo que hice año por año durante mi carrera, se lo que soy y se lo que valgo, no me interesa sacar a relucir ningún antecedente para que la gente me crea o no. No tengo ni estilo egipcio, ni estilo argentino… yo soy una mezcla de ambos… Y estoy constantemente creciendo y evolucionando. No quiero parecerme a nadie, no copio a nadie pero si valoro e incorporo a mi danza lo mejor de todos los artistas que admiro. Algo que me dijeron y me encanto: “Magda no te pareces a nadie! me encanta TU estilo”. No se si puedo hablar de “mi estilo”, porque creo que para eso hay que recorrer mucho camino, y si bien he recorrido mucho camino se que mi carrera esta comenzando y siento que siempre puedo mejorar… los escenarios que uno pisa y las experiencias te van moldeando, “te hacen”. Desde que estoy en El Cairo pude incorporar a mi técnica el sentimiento, el llamado “feeling” y otras cosas que me faltaban y hoy siento que me completan… pero se que puedo crecer mas.

Soy muy exigente conmigo misma… tuve un GRAN maestro y he aprendido de otros tantos pero hay una maestra que me dio la mejor lección de mi vida, les cuento la anécdota?

“Estábamos en clase ensayando para una muestra anual. Siempre que terminábamos todos los grupales y los solos nuestra maestra se quedaba sola con el equipo de música para ensayar sus solos. Yo la admiraba mucho así que no me importaba quedarme con otras chicas después de clases con tal de verla bailar… a Ella no parecía molestarle. Todas estábamos encantadas y aplaudimos muchísimo cuando ella termino… pero ella dijo: _^Algún día van a bailar así…^  Juro que ese día aprendí lo que NO tengo que ser… Porque si hay algo que uno no debe perder jamas es la humildad.”

Nunca hay que olvidarse de donde uno viene, de quien aprendimos algo, hay lecciones de todo tipo. No sirven de nada la soberbia y la falta de humildad. Hay que tener mas respeto con los colegas y mucho mas respeto con la trayectoria y los años de carrera. A todas las personas que critican les digo sinceramente no hay nada mas evidente que la envidia y el resentimiento… No les gusta el estilo tal o cual? bueno, perfecto! Díganlo pero sin agredir y sin despreciar… elijan otro estilo, bailen y dejen bailar!

Bailando sobre cristales rotos

Me sucedieron muchas cosas desde que estoy en Egipto, cosas buenas y cosas malas, que forman parte del “vivir” y otras no tanto. Es muy difícil, a veces, separar el “yo cotidiano” del “yo artista”… Se supone que los artistas tenemos esa capacidad por eso cuando me cambio antes de salir al escenario mis problemas quedan impregnados en los jeans… en los zapatos o lo que fuere que este vistiendo ese día… vestimenta que reemplazo por brillos, maquillaje y glamour. Pero la danza en general no es “glamour”… Las bailarinas, sobre todo en Egipto, lo saben… hay mucho backstage que el espectador ignora.

La situación en Egipto es incierta en cuanto a la danza… Las cosas no son como eran antes de la revolución… o este gobierno, por eso muchas veces resulta difícil que los problemas o las sensaciones feas se queden en el camerino.

Con la posibilidad de que prohíban la danza de un momento a otro y me tenga que ir, aprendí a bailar cada vez como si fuera la ultima… Aunque siempre lo hago. Ni soy la mejor ni pretendo serlo, simplemente doy lo mejor de mi en cada segundo… Y esta vez necesito dar mas aun.

Aprendí a disfrazarme y a no reflejar lo que pasa en mi interior por el sencillo motivo de que, como artista, es mi deber vestir el escenario de luz y no de emociones negras… luego al finalizar tendré tiempo suficiente para sentarme a pensar, analizar o lamentar las realidades…

Me ha tocado bailar en días en donde cosas horribles sucedieron: Bailar mientras la gente se esta matando en protestas, sabiendo que muchas mujeres fueron y son abusadas en Tahrir e incluso en su propio hogar o luego de conocer la noticia de aquel globo aerostático con diecinueve turistas que cayo en Luxor. Por nombrar solo algunas…  Estas cosas van mas allá de algún incidente en el escenario como:  El corpiño que se rompe en el medio de la canción, la astilla que se te clava en el pie y el clima es alegre por lo que no hay lugar para alguna expresión de dolor… o algunas mujeres egipcias que, impulsadas por su propia inseguridad, tratan de arruinarte el show riéndose a carcajadas y te señalan esperando tu reacción… Pierden el tiempo conmigo, no solo me río con ellas sino que me acerco y les muestro que no soy “alguna que se mueve por inercia o por dinero”… Les muestro que soy un artista y que no hay forma de que me saquen de mi papel… hagan lo que hagan.

Aprendí a plantarme en el escenario como nunca antes lo había hecho y aunque a veces sienta que estoy bailando sobre cristales rotos, no es que no sienta el dolor, sino que no lo muestro… yo no me puedo dar ese lujo: “Los artistas usamos un disfraz y envolvemos mágicamente al espectador, lo llevamos de paseo con la melodía, el movimiento y la letra de la canción, abrazándolos con fuerza, haciéndolos parte de nuestro sentir…”  Así me lo expreso una mujer egipcia “Gracias! me hiciste olvidar tantos problemas y tanto desastre, nunca pensé que eras extranjera porque vi todo el tiempo que entendías lo que hacías”… En ese momento sentí que no necesitaba nada mas, había cumplido mi misión.

A veces siento que el Egipto que conocieron muchos, aquel en donde se respiraba un aire un poco mas libre, fue un espejismo… eso y nada mas… pero el arte, creo yo, tiene sus formas de sobrevivir… En cualquier árido paisaje el arte sera siempre un exquisito oasis en donde podamos “refrescar el alma”.

No es que uno salga al escenario con una sonrisa porque ignora todo o no le importa la realidad… Es apartar la realidad y todo aquello por un momento para que el publico también pueda hacerlo. No es fácil transformar la energía y vestirse de luces en medio de tanta incertidumbre pero es una tarea que vale la pena intentar… No es fácil dejar de lado las impresiones feas y “ser luz” pero es posible… aun sobre cristales rotos.

La Navidad sin Navidad

Hace tiempo que no estoy en mi país y hace tiempo que las Navidades me encuentran aquí en Egipto… No he olvidado como eran las fiestas cuando era niña pero debo admitir que el recuerdo es borroso. Aunque viven en mi los intentos de mi madre para que yo no me diera cuenta de que era ella quien ponía los regalos en el pesebre… o con la llegada de los Reyes Magos se encargaba, no solo de poner los regalos en los zapatos , sino también de esparcir el pasto y el agua porque, claro, los camellos habían llegado con mucha sed…  No recuerdo como fue que me di cuenta de tanto “engaño” pero desde ese momento todo cambio.

No voy a negar que extraño las Navidades en mi país, pues no es fácil pasarlas en un país en donde la mayoría son musulmanes y no entienden lo que significa para un católico el nacimiento del Niño Jesús (ademas creo que nunca podrán entenderlo y creo que tampoco les importa mucho, por lo menos eso me han demostrado algunos con los que he discutido fervientemente… pero eso es tema para otro post)

Aquí, y en esto debo ser sincera, no existe ningún “Espíritu Festivo” o algo que se le parezca, ni se adornan las calles, ni hay preparativos para recibir al Niño Jesús… Hay arboles y Papa Noel en hoteles o en lugares en donde el turismo fluye y no tienen otra opción mas que ponerlos… pero es un día mas… El verdadero significado de la Navidad nunca fueron los regalos o “Donde pasaremos este año?”, ni ninguna de las frivolidades a las que estamos acostumbrados… Porque en realidad la Navidad no necesita de esas cosas.

Es cierto que tuve una gran desilusión cuando me entere de que no era el Niño Jesús en verdad sino mi madre quien montaba un magnifico teatro para mi… pero me desilusione mas aun cuando comprendí que me había mentido a mi misma todo el tiempo luego de haberla descubierto… Porque con el correr de los años y quizás con la ayuda de la distancia, descubrí también que su intención jamas había sido herirme porque mintiéndome año tras año mantenía viva mi ilusión!

Y gracias a esos recuerdos, hoy estando tan lejos, la Navidad esta dentro de mi.

En mi corazón en estos momentos hay un pesebre viviente con un gran árbol que no tiene pelotitas sino “nombres”… Son los nombres de todas las personas que a diario me escriben desde tantos lugares diciéndome que me cuide, deseándome la mejor de las suertes, entran a mi canal de youtube a ver mis videos, y me siguen a la distancia… Desde luego que no conozco muchos nombres pero son parte de ese árbol, que en la punta esta adornado con una inmensa estrella en donde puede leerse la palabra: “GRACIAS”.

Que tengan una maravillosa Navidad y que su espíritu este siempre presente en sus corazones!